Entertainment

Eduardo Feinmann incomodó a Jorge – Revista Paparazzi


En las lejanías de las luces porteñas, Jorge Lanata y Elba Marcovecchio diseñaron una velada maravillosa para celebrar su casamiento, en un predio gigantesco y repleto de lujos en la localidad de Exaltación de la Cruz. Una noche que paralizó al mundo del espectáculo.

Las redes y los medios direccionaron la atención en la boda del periodista y la abogada, por eso se destacó la llegada tarde Chano Charpentier y sobre todo la compañera, porque la mujer que lo cobijó y lo siguió toda la fiesta fue Bárbara Lanata.

La hija mayor de Jorge se erigió en el sostén del músico, ambos se prodigaron bellas palabras en las plataformas digitales con fotos del interior del salón. Una serie de indicios que activaron las presunciones de un romance, de un flechazo latente entre Chano y Bárbara.

En esa línea de especulaciones, Eduardo Feinmann arrinconó a Lanata en el pase de sus programas de radio, dado que apenas lo saludó le fue al hueso: “¿No querés ser el consuegro de la mamá de Chano?”. Una daga directa sobre la posibilidad de un romance entre el cantante y la hija del periodista.

Así, Lanata no eludió la consulta y se lanzó a opinar lo que piensa de ese vínculo: “Sí obvio, pero los que tienen que querer son ellos. Yo a Chano lo quiero y mi hija, Bárbara, es muy amiga. Creo que hoy esa posibilidad no existe”. De ese modo le dio el visto bueno, pero aclaró que no late un lazo amoroso entre ellos, sino una amistad sincera.

Eduardo no se quedó calmo y redobló la apuesta en búsqueda de una declaración del comunicador: “Los medios andaban diciendo eso”. Lo que abrió las puertas a una reflexión dura de Jorge: “Los medios siempre dicen boludeces. Nosotros somos un ejemplo de eso”.

Más información en paparazzi.com.ar




Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.